WDQK Capítulo 6: Séptimo Eco.

En el medio de su habitación, Lin Dong podía realmente sentir los rayos de sol cayendo sobre su rostro mientras intentaba abrir sus ojos. Conforme Mientras miraba la luz del sol, saltó de pronto desde su cama. Conforme sus pies hicieron contacto con el suelo, un extremado dolor  llenó su cuerpo repentíamente haciéndole que casi se cayera.

“Esto…”

La repentina sensación de dolor sorprendió a Lin Dong, Era como si se hubiera pasado toda la noche en un entrenamiento intensivo.

“No fue un sueño?!”

De pronto, Lin Dong pareció haberse dado cuenta de algo, haciendo que una mirada de asombro asomara en su cara. Inmediatamente, apretó sus dientes y se posicionó en la postura para comenzar a practicar el Puño Penetrante. Miró la manera proficiente en la que habían maniobrado sus puños, como si hubiera estado practicando esos movimientos incontables veces. Solo que él sabía que acababa de aprender el conjunto de movimientos de Lin Xiao justo el día anterior.

Permaneciendo en la habitación, el joven ejecutó un familiar conjunto de técnicas de puño con una seria expresión en su rostro mientras una serie de ecos nítidos sonaban debido a la fricción entre sus brazos y sus ropas.

“Pa Pa Pa Pa Pa!”

Cuando finalmente consiguió producir cinco ecos nítidos, el cuerpo de Lin Dong se paró. En su rostro había una expresión mezcla de aturdimiento, felicidad y un ligero miedo.

“Cómo puedo haberlos dominado tan rápido….”

Lin Dong murmuró para sí mismo conforme miraba sus manos. Podía sentir que esos cinco ecos no eran definitivamente su límite. De hecho, si lo deseaba, ahora fácilmente podía producir siete ecos!

Este progreso en el entrenamiento desconcertó a Lin Dong. Entre la joven generación de la Familia Lin, había otros varios que practicaban el Puño Penetrante también. Sin embargo, él era uno de los raros pocos que habían conseguido producir siete ecos a tan tierna edad.

“Cómo ha ocurrido esto?”

Lin Dong frunció el ceño, las cejas en su rostro se juntaron. Momentos después, su mano se movió a su pecho y recogió el misterioso talismán de piedra que llevaba escondido en un bolsillo interior. Este era el objeto que había recogido de la cueva el día anterior.

Si hubiera más objetos digno de sospecha en el cuerpo de Lin Dong, sin duda ese talismán de piedra estaría en el primer puesto de la lista.

“Este objeto, es realmente tan poderoso?”

Conforme Lin Dong sujetaba el talismán de piedra, sintió una serena sensación se extendió desde su palma. Gracias a esta sensación, el dolor de su cuerpo fue calmado ligeramente.

Tragándose las revueltas emociones en su corazón, Lin Dong escondió cuidadosamente el talismán de piedra de regreso en su bolsillo interior. Su intuición le decía que este talismán de piedra poseía extraordinarios poderes y sabía que si las noticias de su descubrimiento se extendían, definitivamente invitarían a la catástrofe. Por tanto, sería mucho mejor si nadie sabía sobre ello.

Después de guardar el talismán de piedra, Lin Dong abrió la puerta y salió de su habitación. Primero, procedió a tomar algo del desayuno preparado por Liu Yan antes de deslizarse de nuevo a la cueva. Actualmente, su cuerpo estaba dolorido, sabía que si continuaba su práctica intensiva en ese momento,  sin duda lesionaría su cuerpo. Por suerte, había descubierto las milagrosas propiedades del estanque de piedra, por lo tanto esto no era un problema para Lin Dong.

Echando sangre fresca dentro del estanque de piedra, Lin Dong disfrutó de media hora de baño antes de finalmente salir. El dolor de su cuerpo había desaparecido sin rastro y su cuerpo había vuelto a su mejor condición.

Sentía su piel en su cuerpo, revelando en el acto que se había fortalecido substancialmente otra vez. Esto trajo una sonrisa en el pequeño rostro de Lin Dong conforme supo que a esta velocidad, podía avanzar al cuarto nivel de Cuerpo Templado en los próximos diez días.

Saliendo del estanque de roca, Lin Dong decidió ejecutar todo el conjunto de movimientos de Puño Penetrante otra vez. Esta vez, usaría todo su poder, sin guardarse nada.

“Pa Pa Pa Pa Pa Pa Pa!”

Siete ecos!

Conforme su puño caía para indicar el fin de la sesión, el pequeño rostro de Lin Dong se enrojecía con el entusiasmo. Armado con sus siete ecos del Puño Penetrante, estaba confiando de que si se encontraba con Lin Shan de nuevo, no se repetiría definitivamente lo mismo que en su último encuentro. No sería fácilmente derrotado sin oportunidad de contraatacar de nuevo.

El entusiasmo de Lin Don finalmente se desvaneció y otra vez consiguió calmarse. Riéndose para sí mismo, salió de la cueva y empezó su entrenamiento intensivo diario. Aunque pensando que tenía la ayuda de su milagroso estanque rocoso, Lin Dong comprendió un principio fundamental.

En el viaje a la maestría, él mismo era lo más importante. Cualquier ayuda externa podía alisar su camino hacia la maestría, aún así, cómo de lejos uno pudiera llegar en su camino finalmente residía en las propias manos.

Por tanto, aunque pensara que tenía la ayuda del estanque rocoso, Lin Dong comprendió que debía de continuar esforzándose y trabajando duro. Después de todo, este era su mayor recurso!

Un día de entrenamiento pasó. Algún tiempo después, en la tarde-noche, un Lin Xiao de apariencia severa fue a inspeccionar el progreso de Lin Dong. En lo concerniente al entrenamiento de Lin Dong, era a veces extremadamente duro y estricto.

Aún así, después de ser testigo de que Lin Dong producía tres consecutivos ecos de la técnica Puño Penetrante, aunque intentara mantener su expresión estricta, un ligero rastro de sorpresa y satisfacción apareció en su rostro.

Viendo la expresión en el rostro de su padre, Lin Dong dio secretamente un suspiro de alivio. En su mente, se reía entre dientes al imaginarse la expresión de Lin Xiao que pondría si supiera que Lin Dong podía realmente producir siete consecutivos ecos.

En el medio del calor del verano, cada uno de los miembros de la joven generación de la Familia Lin estaba entrenando de una manera seria. Comprendían que la Competición Familiar que iba a ocurrir dentro de seis meses era extremadamente importante para ellos.

Como la Familia Lin no era una familia extremadamente poderosa o reputada,  eran incapaces de proveer a cada miembro del mejor tipo de tratamiento. Así que, si uno quería obtener el mejor entrenamiento en artes marciales y elixires de la familia Lin, uno debía probar ser excepcional.

Así que, esta Competición Familiar era una oportunidad para ellos de mostrar su talento y permanecer encima de la multitud. Para muchos de ellos era además su primera competición, por lo que en algunos niveles, el resultado de esta competición determinaría su destino por el resto de sus vidas.

Un hombre que era fuertemente preparado por la familia progresaría definitivamente mucho más rápido en su entrenamiento que si se comparaba a alguien que se entrenaba por sí mismo. Por supuesto, había algunas excepciones especiales…

Como todos estaban intensamente preparándose para la próxima Competición Familiar, Lin Dong no encontró muchos problemas durante este periodo. Y en las siguientes diez noches después de caer dormido, se encontraría con un perfecto “profesor” que le esperaba en el espacio oscuro.

Era cada vez más difícil producir el siguiente eco del Puño Penetrante. Especialmente después del séptimo eco, la dificultad se alzaba exponencialmente. Debido a ello, después de diez días de entrenamiento intensivo,  Lin Dong apenas era capaz de producir el noveno eco. Más aún, no tenían ninguna pista de cómo producir el décimo eco final.

A pesar de ello, no estaba desanimado. Claramente sabía que ser capaz de producir nueve ecos después de sólo diez días de entrenamiento, era realmente un logro terrorífico.

Sabía de hecho por la expresión de Lin Xiao cuando evaluó el progreso en el entrenamiento de su hijo. Después de que Lin Dong mostrara a su padre seis ecos, Lin Xiao empezó a mirar a su hijo con una mirada extraña. Cuando él empezó a entrenar el Puño Penetrante, le tomó dos meses completos el poder alcanzar esa etapa, aún así, a Lin Dong le tomó solo diez días alcanzar ese logro. Por tanto, después de ser testigo del remarcable progreso de su hijo, Lin Xiao se había quedado sin palabras.

Además, mientras que Lin Dong  se adentraba en el Puño Penetrante, también continuaba entrenando su Cuerpo Templado. Gracias a los milagrosos efectos del estanque rocoso, era capaz de, sigilosamente, multiplicar la intensidad del régimen de entrenamiento dado por Lin Xiao. Cada vez que Lin Dong sumergía su cuerpo dolorido en el estanque rocoso, se despertaba refrescado y re-energizado después de sólo media hora de baño, preparado por otra ronda de entrenamiento.

Aunque este entrenamiento fuera doloroso y exhaustivo, sus efectos eran extremadamente claros. Después de unos cuantos días, la piel de su cuerpo se había hecho más dura, hasta el extremo, de que a veces, podía incluso pegar un puño directo a las rocas sin herirse a sí mismo. Más aún, cuando utilizaba el Puño Penetrante, encontró que la fuerza producida había incrementado más de una vez y media!

Basado en esta velocidad, solo le costaría poco de tiempo antes de alcanzar a la cuarta capa de Cuerpo Templado.

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s