WDKQ – Capítulo 111

Capítulo 111: Batalla por el Estanque Celestial

Escuchando las palabras de Yue Shan, Xia Wanjin meramente rió mientras sus ojos se dirigían hacia el Xuan Su y su grupo, que se acercaban. Su mirada les recorrió, pero, repentinamente paró ante el cuerpo de Lin Dong. Ligeramente sorprendido, preguntó: “Xuan Su, Song Qing no vino?”

“Hicimos un cambio de último minuto”. Xuan Su sonrió suavemente mientras hablaba.

Después de escuchar lo que dijo, Xia Jinshan no pudo evitar soltar una risa amarga mientras sus ojos escaneaban a través del cuerpo de Lin Dong. Uno podía decir que estaba ligeramente sospechando de esta persona nada familiar.

“Padre, para de mirar. Aun a pesar de que Lin Dong no es muy fuerte, al menos ha logrado derrotar a Song Qing. Por tanto, es natural que él reemplace a Song Qing.” A un lado, Xia Zhilan intervino y comentó.

“Oh?” las cejas de Xia Wanjin se alzaron antes de sonreír amablemente hacia Lin Dong. Si ese era el caso, entonces estaba todo correcto.

“Todos debéis reconocer a dos de los tres miembros de la Banda del Lobo de Sangre citados, los hermanos Yue Feng y Yue Ling. Actualmente, los dos están en la etapa final Yuan Celestial, de forma similar a Zhilan y a Liu Yi. Por tanto, es difícil de saber quién emergerá victorioso al final.”

“Qué ocurre con el participante restante?” Xia Zhilan no estaba demasiado sorprendida mientras abría su boca para preguntar.

“Los rumores claman que es un seguidor de la Banda Lobo de Sangre. Sin embargo, no es bien conocido. Basado en mis observaciones, debería de estar en la etapa media Yuan Celestial. Un enemigo bastante impresionante”. Xia Jinshan respondió.

“Oh…”

Después de escuchar estas palabras, Xia Zhilan, Xuan Su y los demás sigilosamente dieron un profundo suspiro de alivio. Etapa media Yuan Celestial. Lin Dong debería de ser capaz de manejarlo ya que había logrado derrotar a Song Qing previamente.

Mientras estaban conversando, el grupo de la Banda Lobo de Sangre se separó dejando espacio para que avanzaran tres figuras y finalmente se detuvieran detrás de Yue Shan.

Lin Dong tomó la oportunidad de dar un vistazo rápido, viendo a dos hombres y una mujer. Uno de los hombres estaba vestido de blanco y parecía bastante atractivo, llevando lo que parecía ser una sonrisa suave en su rostro. Parecía algo fuera de lugar mientras estaba plantado entre la temible Banda Lobo de Sangre, haciendo que fuera excesivamente fácil de ver.

El otro hombre estaba vestido de gris y tenía una apariencia ordinaria. Junto con el hombre de blanco, los dos parecían totalmente opuestos. Mientras estaba allí plantado, el hombre de gris parecía exactamente como un guardaespaldas común.

Sin embargo, cuando la mirada de Lin Dong recorrió a través del hombre de gris, no supo por qué pero sus cejas se fruncieron ligeramente.

En cuanto a la mujer que quedaba, era bastante bella. Sin embargo, comparada con Xia Zhilan, no lo era tanto. Como mucho, su belleza estaría al mismo nivel que la de Xie Yingying.

“El hombre de blanco es Yue Feng, el hijo de Yue Shan. Justo ahora, está en la etapa final Yuan Celestial y es bastante renombrado en Ciudad Yan. La chica es su hermana pequeña, Yue Ling. Ambos son altamente talentosos y su fuerza es similar a la de su hermano. Mientras tanto, en cuanto a la última persona, debería de ser alguien reclutado por la Banda Lobo de Sangre. Etapa media Yuan Celestial. No está demasiado mal…” Liu Yi sonrió mientras informaba a Lin Dong.

Lin Dong asintió ligeramente en respuesta antes de girarse a mirar al hombre poco destacable de gris. Cuando no pudo detectar nada extraordinario sobre este último, finalmente retiró su mirada.

“Dejémonos de tonterías. Quién de vosotros va primero?”

Mientras Lin Dong estaba observando al trío, la aparentemente altiva Yue Ling cogió un látigo largo rojo y dio dos pasos hacia delante, curvó sus labios y habló mientras miraba a Lin Dong y a los demás.

Cuando vieron que Yue Lin se había adelantado, la multitud de la Asociación Miles de Oros giró su mirada hacia Xia Zhilan. Esta última dio una mirada seria a la anterior antes de caminar hacia delante, riendo entre dientes: “Por qué tienes tanta prisa en perder?”

“Heh, Xia Zhilan, no llores después de que arruine tu vello rostro…” respondió Yu Ling. Su arrogancia parecía aún más extrema que la de Xia Zhilan.

Estas dos mujeres ya tenían diferencias previas. Por tanto, ya que la Asociación Miles de Oros y la Banda Lobo de Sangre no estaban en términos amigables, una vez que se encontraron mutuamente, era natural que empezaran a luchar.

“Si las dos partes están preparadas, dejemos que empiece la Batalla por el Estanque Celestial!”

Cuando vieron a las dos mujeres entrar en la arena, el resto de la multitud rápidamente se retiró. En un parpadeo, se había creado un gran espacio abierto.

Humph!

Justo cuando la voz se desvanecía, un poderoso Poder Yuan explotó casi simultáneamente desde dentro de las dos mujeres. El Poder Yuan fuerte y fiero era casi como un huracán mientras que barría todas las hojas que había en el suelo.

Swish!

Como una pitón fiera, el látigo rojo casi instantáneamente atravesó el aire, rápidamente azotando a Xia Zhilan.

Ante el ataque sin piedad de Yue Ling, Xia Zhilan resopló. Sus manos similares al jade agarraron una espada de un color rojo fiero que surgió mientras se retiraba hacia atrás con pasos ligeros y empezaba a intercambiar golpes con Yue Ling.

Ambas mujeres estaban en la etapa final Yuan Celestial y podían ser consideradas como figuras bien conocidas entre los miembros de la generación joven de Ciudad Yan. Por tanto, su duelo era bastante excitante. La sombra de la espada bailaba entonada al viento resultante del látigo, mientras las ondas de choque resultantes causaban que apareciera grieta tras grieta en el suelo.

Lin Dong observaba cuidadosamente esta batalla intensa. Momentos después, lentamente retiró su mirada. Aunque estuvieran las dos en la etapa final Yuan Celestial, era evidente, que Xia Zhilan tenía una ligera ventaja sobre Yue Ling en términos de Poder Yuan. Al principio no importaba demasiado. Sin embargo, mientras el duelo persistiera, la diferencia se empezaría gradualmente a manifestarse por sí misma.

Para este duelo, las oportunidades de victoria de Xia Zhilan deberían ser ligeramente más altas.

Justo como Lin Dong predijo, mientras las dos continuaban su intercambio imparcialmente igualado, los golpes de Yue Ling empezaron gradualmente a flaquear mientras que los ataques de Xia Zhilan únicamente crecían en intensidad.

“Victoria…”

Lin Dong murmuró suavemente por dentro. Poco después, un sonido metálico resonó mientras el látigo en manos de Yue Ling era lanzado lejos por un diestro golpe de la espada de Xia Zhilan, que realizó en una adecuada apertura. Mientras tanto, su espada paró justo en frente de Yue Ling.

“La primera ronda va para la Asociación Miles de Oros!”

Los jueces invitados de Ciudad Yan por las dos facciones gritaron a la vez.

Después de escuchar estas palabras, Xia Zhilan sonrió ligeramente mientras se giraba a mirar a la cara ceniza de Yue Ling antes de girarse y regresar al terreno de la Asociación Miles de Oro.

“Yue Ling, regresa.”

En cuanto a la pérdida de Yue Ling, el líder de la Banda Lobo de Sangre, Yue Shan, no estaba demasiado sorprendido mientras murmuraba en una voz indiferente. Después, girándose hacia el hombre vestido de blanco parado detrás de él, le dijo: “Feng-er, es tu turno.”

“Sí.”

Yue Feng sonrió mientras asentía con su cabeza y avanzaba, sus ojos casualmente recorrieron el cuerpo de Lin Dong de punta a punta antes de girarse a Liu Yi: “Liu Yi, es tu turno…”

Cuando escuchó el reto de Yue Feng, Liu Yi, a regañadientes, suspiró y caminó hacia delante, parando delante del anterior. Sus manos agarraron a una lanza de acero fina que sacó desde su bolsa Qiankun mientras golpeaba pesadamente en el suelo: “Intercambiemos algunos golpes!”

Se debe de decir que de hecho, esa era una buena razón por la que Liu Yi era altamente valorado por la Gerente Su, Xia Zhilan y los demás. Sin tener en cuenta su fuerza, sólo su carácter era suficiente para hacer que otros asintieran en aprobación.

Yue Feng sonrió de una manera indiferente mientras una lanza de color rojo oscuro emergía rápidamente. Sacudió su brazo, agarrando su lanza mientras salían chispas, inadvertidamente mostrando que tenía un buen dominio de la lanza.

Cuando vio las técnicas de lanza de Yue Feng, la expresión de Liu Yi se volvió seria. Después de todo, sabía cómo de fuerte era su oponente. En Ciudad Yan, el número de miembros de la generación joven que podían derrotar a Yue Feng era de hecho muy pocos…

“Dejemos que el segundo combate comience!”

Justo cuando la voz del juez se escuchó, la expresión de Yue Feng se volvió casi instantáneamente tan afilada como un cuchillo., La lanza de su mano tembló y diversos ataques de lanza golpearon hacia los múltiples puntos vitales del cuerpo de Liu Yi.

Clang clang!

Enfrentado con la formidable ofensiva de Yue Feng, Liu Yi no se atrevió a relajarse. La larga lanza en su mano era como una pitón furiosa que serpenteara hacia delante y realmente logró desviar los ataques de Yue Feng. Sin embargo, la fuerza poderosa resultante de la colisión de las dos lanzas hizo que su expresión se oscureciera ligeramente.

Comparado con la lucha previa entre Xia Zhilan y Yue Ling, este duelo era evidentemente más emocionante. Ambos combatientes eran expertos en el uso de lanzas. Las imágenes que persistían de los ataques mortales de lanzas parecían llenar el cielo, causando que una atmósfera sofocante apareciera.

Varios rostros de la Asociación Miles de Oros estaban llenas de ansiedad mientras miraban fijamente a la escena de las dos figuras que causaban que volaran chispas en todos los intercambios. Si Liu Yi pudiera derrotar a Yue Feng en esta ronda, su Asociación Miles de Oros emergería victoriosa en esta Batalla por el Estanque Celestial!

La atención de Lin Dong también estaba concentrada en las dos figuras que se batían en duelo fieramente. Esta era la primera vez que había sido testigo de una espectacular lucha entre miembros de la generación joven. Comparados con ellos, Lei Li y los demás de Ciudad Qingyang apenas eran dignos de mención.

Clang clang clang!”

Las dos lanzas parecían tener vidas propias mientras colisionaban constantemente en mitad del aire y continuaban apareciendo chispas.

Ding!

Las puntas de ambas lanzas se estamparon la una contra la otra mientras se escuchaba un sonido nítido y agudo. Ambas lanzas se curvaron ligeramente mientras ellos eran lanzados hacia atrás dando tumbos. La fuerza de rebote hizo que los dos se retiraran un paso hacia atrás.

Buzz

Justo mientras su cuerpo caía hacia atrás, la expresión de Yue Feng cambió. Rápidamente dio dos pasos hacia delante, su brazo empezó a vibrar con un extremado ritmo violento.

Gracias a esta vibración, el aire a su alrededor empezó a silbar. Visible ante el simple ojo, incontables imágenes de lanzas empezaron a condensarse dentro de un tornado de lanzas. Bajo la infusión de Poder Yuan, un aura palpitante empezó a emerger desde el epicentro.

“Lanza Sombra Intensa, Arte Marcial nivel 4…”

Mientras observaban el formidable ataque de Yue Feng, la expresión de varias personas en el lado de la Asociación Miles de Oros cambió. Incluso el bello rostro de la Gerente Su se preocupó ligeramente.

“La Lanza Sombra Intensa tiene cuatro niveles. Cada nivel es más poderoso que el anterior. He escuchado que este Yue Feng es capaz de utilizar los tres primeros niveles. El poder generado por sus golpes no tiene rival en ninguno de los miembros de la generación joven…”

Cuando escuchó las palabras de Xia Wanjin, Lin Dong asintió con su cabeza secretamente. También era capaz de sentir cómo de poderoso era este ataque de lanza. Si fuera él el que estuviera enfrentándolo, probablemente tendría que utilizar el tercer nivel del Sello Puerta Maravilla para poder igualarlo.

Clang!”

En el mismo momento en el que esas palabras eran dichas, el remolino de lanzas de Yue Feng explotaba viciosamente hacia delante como un pilar sólido de viento antes de golpear fuertemente contra la lanza de Liu Yi, el cual estaba ahora fortificado por todo su Poder Yuan.

Una carga y un poderoso sonido resonaron mientras una tormenta feroz se extendía, causando que incluso la misma tierra del suelo fuera forzadamente barrida. Mientras tanto, Liu Yi se vio forzado a retirarse varios pasos. Sin embargo, antes de que pudiera recuperar su aliento, ese formidable y opresivo ataque llegó de nuevo, forzándole a continuar  protegiéndose de los sucesivos golpes con todo su poder.

Clang!

Clang!

Después de dos altos y claros ecos, todo el mundo de la Asociación Miles de Oros sintió que sus corazones se saltaban un latido. Podían ver que, después de que interceptara tres ataques de la Lanza Sombra Intensa de Yue Feng, el área entre el pulgar y el índice de Liu Yi se había desgarrado y fluía continuamente sangre fresca de allí.

“Si solo fueran tres golpes, Liu Yi podría todavía luchar…”

Mientras eran testigos de esta escena, Xia Wanjin y el resto respiraron suavemente con un suspiro de alivio. Sin embargo, antes de que pudieran exhalar, repentinamente vieron a Yue Feng soltar una risa extraña, la lanza de su mano se movió hacia delante mientras se condensaba rápidamente un remolino de viento. Como un rayo, se estampó implacablemente contra la lanza de Liu Yi.

Creak!

Después de ese poderoso ataque, Liu Yi no pudo aguantar más. Escupió una bocanada de sangre fresca e incluso la lanza de metal de su mano fue forzosamente doblada.

Observando a Liu Yi, quien se había visto forzado a dar docenas de pasos hacia atrás antes de poder estabilizarse finalmente, los corazones de Xia Wanjin, Xuan Su y los demás se hundieron. Nunca hubieran esperado que Yue Feng hubiera realmente dominado las cuatro capas de la Lanza Sombra Intensa…

Por tanto, en esta ronda, la Banda Lobo de Sangre lograba igualar la puntuación.

Ante este pensamiento, las miradas de todo el mundo casi simultáneamente se giraron y  miraron hacia Lin Dong…

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>

8 opiniones en “WDKQ – Capítulo 111”

    1. sí, exactamente, pero Lin Zhentian no está ahora con Lin Dong, y aunque estuviera, no podría participar… el duelo es para la generación joven 😀

Deja un comentario