Invincible – Capítulo 7

Capítulo 07: Un Valle Siniestro

De vuelta en su pequeño atrio dentro del Patio del Este, Huang Xiaolong se sentó en la cama de madera recordando la escena en el Patio del Norte. La actuación hipócrita, fría y arrogante de Huang Wei y su padre causó que un atisbo de malicia emergiera en su corazón.

Inicialmente, planeó tener algunos escrúpulos cuando fuera a golpear miserablemente a Huang Wei durante la Asamblea del Clan a fin de año. Pero ahora, se había evaporado completamente.

“¡Presumiblemente, Huang Ming piensa que la posición del Lord no se saldrá de sus manos!”

Desde que el espíritu marcial de Huang Wei despertó, la mayoría de los elders estaban intentando acercase a Huang Ming, lo cual provocó el anterior incidente con respecto al Dan de Qi de Batalla, junto con la escena en el Patio del Norte de hoy.

Poco después, suprimiendo su hostilidad, Huang Xiaolong comenzó a activar la técnica de cultivación Xuan Qin para entrenar su qi de batalla.

El espíritu marcial de la serpiente de dos cabezas emergió, flotando detrás de Huang Xiaolong, y comenzó a devorar la energía espiritual del mundo. Huang Xiaolong notó que después de avanzar a guerrero de Segunda Orden, la velocidad de absorción de la energía espiritual había incrementado substancialmente.

A parte de eso, la serpiente de dos cabezas había aumentado el doble de tamaño, y su radiante luz negra y azul se volvió más densa y brillante. Mientras que el espíritu marcial de la serpiente de dos cabezas devoraba la energía espiritual de los alrededores, luces negras y azules brillaban constantemente dentro de la habitación.

Múltiples filamentos de energía espiritual estaban siendo absorbidos dentro de los meridianos de Huang Xiaolong, convirtiéndose continuamente en qi de batalla, y fluyendo dentro de los meridianos de la segunda capa una y otra vez.

Pocos días pasaron en un parpadeo.

En aquellos días, Huang Xiaolong una vez más entrenó como loco independientemente del tiempo.

El resultado de aquellos días de entrenamiento fue que Huang Xiaolong logró alcanzar el pico de Segunda Orden – Etapa Inicial.

Durante este periodo, Huang Peng y Su Yan visitaron el pequeño atrio de Huang Xiaolong con fin de comprobarlo. Al ver que su hijo entrenaba de manera alocada, ambos, Huang Peng y Su Yan, se sintieron angustiados. Su Yan incluso había comenzado a llorar secretamente ya que, aunque Huang Peng y Huang Xiaolong nunca mencionaron en detalle sobre lo que sucedió en el Patio del Norte, ella todavía logró descubrir lo que había tomado lugar en ese día por los chismes de los sirvientes.

Medio mes después.

En este medio mes, Huang Xiaolong, o entrenó su qi de batalla en su pequeño atrio, o practicó su Escritura de la Metamorfosis del Cuepo detrás de la montaña. Ya que la Escritura de la Metamorfosis del Cuerpo era un secreto, él sólo podía escaparse para entrenar detrás de la montaña durante la noche.

Bajo la cubierta de la oscuridad de la noche dentro del denso bosque yacía una pequeña figura en una posición extraña.

La noche oscura, el denso bosque, y una pequeña figura yaciendo allí en una posición extraña. Esta escena fue completada por la luz de la luna brillando a través de las brechas del follaje, marcando el suelo con suaves puntos plateados.

Con ambas manos sobre su cabeza, Huang Xiaolong entrenó con la ley de la Escritura de la Metamorfosis del Cuerpo, atrayendo la energía espiritual del mundo, y haciéndola visible al ojo humano. La energía se podía ver corriendo hacia los meridianos de Huang Xiaolong, convirtiéndose en fuerza interior antes de convergerse dentro del Dantian debajo de su ombligo.

La noche gradualmente se desvaneció mientras que la luz se sobreponía en la oscuridad y las gotas de rocío formadas por la hierba reflejaban la luz del sol. Huang Xiaolong detuvo la ley de la Escritura de la Metamorfosis del Cuerpo antes de abrir los ojos.

Súbitamente, Huang Xiaolong dio un pequeño grito. Ondeando sus palmas, su silueta saltó alto sobre el suelo mientras que la sombra de una palma colisionaba pesadamente en un parche de hierba debajo de él.

La energía circuló rápidamente en el espacio de alrededor, silbando a través viento.

Esta habilidad marcial era algo heredado de la familia de Huang Xiaolong de su vida previa, la Palma Etérea.

Mientras que las palmas de Huang Xiaolong golpeaban, sus brazos parecían impalpables e intangibles, y una palma condensada en vapor se imprimió en medio del aire, cada palma no se disipó incluso después de un largo periodo de tiempo.

El nivel más alto de maestría de la Palma Etérea, condesar sin disipar, un poder interno sin fin.

En su vida previa, Huang Xiaolong fue conocido como un prodigio de las artes marciales no sólo debido a su físico, sino también a su impresionante capacidad de compresión.

Media hora después, Huang Xiaolong gradualmente se detuvo.

Después de pocos respiros, los árboles en el área se desplomaron, y la impresión de una palma era visible en cada tronco.

Al mirar la impresión de las palmas en los troncos, las cejas de Huang Xiaolong se surcaron. Si esta fuera su vida pasada, su Palma Etérea no hubiera dejado ninguna marca visible. Al final, todo era debido a que su fuerza interna era muy débil.

“Me pregunto, ¿cuál es el poder de las habilidades de lucha en este Mundo del Espíritu Marcial?” Pensó Huang Xiaolong.

Las regulaciones de los clanes comunes sólo les permitían a los jóvenes quienes hubieran alcanzado al menos Cuarta Orden – Etapa Media, entrenar las técnicas de batalla del clan debido a que sólo al alcanzar este nivel de fundación, ellos serían capaces de exhibir el poder de la técnica de batalla. En las etapas iniciales de guerrero, eran de poco uso.

En ese momento, Huang Xiaolong escuchó repentinamente un ruido extraño detrás de él. Girándose para ver, observó que en un árbol no muy lejos de ahí, había una criatura de medio metro cuyo cuerpo era violeta en color y tenía ojos azules.

“¡Mono Violeta del Espíritu Devorador!” Huang Xiaolong estaba aturdido.

Huang Xiaolong una vez vio un dibujo de esta criatura en los archivos familiares en su vida previa – el Mono Violeta del Espíritu Devorador era una bestia espiritual rara.

Al ver que Huang Xiaolong lo miraba, el pequeño mono espiritual sonrió y chilló ‘Zhi zhi’, con sus manos gesticulándole a Huang Xiaolong. Luego, se giró y corrió en dirección a las partes más profundas de las montañas.

Huang Xiaolong dudó por un segundo antes de seguir al pequeño mono violeta a las profundidades de las montañas.

Lo que sorprendió a Huang Xiaolong fue la velocidad del Mono Violeta del Espíritu Devorador mientras que zigzagueaba a través del denso follaje. Si no fuera porque Xiaolong entrenaba la Escritura de la Metamorfosis del Cuerpo y usaba el Paso Giro del Cielo, en realidad sería difícil seguirle el paso al pequeño mono violeta.

Media hora después, luego de cruzar muchos arroyos y áreas de bosque, Huang Xiaolong finalmente arribó a un valle siniestro mientras que seguía al pequeño mono violeta. Estaba tranquilo en el interior del valle con un pesado qi yin que se propagaba desde el interior del valle, haciendo que Huang Xiaolong surcara sus cejas.

“¡Zhi zhi zhi!” Mientras que Huang Xiaolong contemplaba seriamente si quería entrar al valle o no, el pequeño mono violeta corrió al interior de éste, chillándole a Huang Xiaolong. Aparentemente, quería que Huang Xiaolong lo siguiera al valle.

Después de un breve momento de consideración, Huang Xiaolong levantó su pie y dio un paso adentro del valle, siguiendo al pequeño mono. Tras entrar al valle, un denso qi yin impactó en el rostro de Huang Xiaolong, llevando con él un olor desagradable. No muy lejos del valle, había enormes pilas e incluso montañas de huesos esparcidos por todo lado, pertenecientes a una era lejana.

Mientras que se adentraban al valle, más y más montañas de huesos decoraban la escena. Incluso con la experiencia de dos vidas, lo cual hacía que su mente y voluntad fueran más fuertes que la mayoría de los niños de su edad, Huang Xiaolong fue incapaz de mantener la calma en esta situación.

Sin embargo, cuando Huang Xiaolong estaba a punto de girarse e irse, llegó súbitamente a una enorme llanura de hierba verde con la fragancia de flores exóticas permeando en el aire. Era como si una representación pintada del Edén se hubiera manifestado en la realidad. En el centro de la llanura, había un lago turqués. Huang Xiaolong estaba aturdido cuando miró el valle. Nunca habría imaginado la posibilidad de que, mientras que la primera mitad de este valle estaba llena con montañas de huesos, justo como una escena del infierno, la otra mitad sería una utopía.

En ese momento, el pequeño mono violeta subió al acantilado de una montaña, chillándole y gesticulándole a Huang Xiaolong mientras que apuntaba a la cima del acantilado. Huang Xiaolong caminó adelante y sus ojos fueron a la dirección que apuntaba los dedos pequeños. Creciendo casi todo el camino en la cima del acantilado en una corta vid verde, había unas frutas rojas.

Aquellas frutas rojas hacían quien la mirara estuviera desorientado. La fragancia de las frutas flotaba a través del aire, hipnotizando al público.

“Esto… ¿podría ser Fruta Yang?” Huang Xiaolong estaba en shock, enormemente aturdido.

La Fruta Yang crecía en las tierras de extremo yin, absorbiendo los nueve tipos de qi yang entre el cielo y la tierra. Si fuera devorado por las personas que cultivaban qi de batalla, no sólo podía fortalecer la cultivación del qi de batalla, sino que también purificaba la médula y proveía un efecto de lavado, lo cual le traería inimaginables beneficios a la futura cultivación de uno.

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>

Deja un comentario