ISSTH – CAPÍTULO 325

Capítulo 325: Forma de Vida Milagrosa para Transcender la Tribulación!

Boom!

Conforme descendía el puño sobre el tótem del oso del cultivador del Desierto del oeste, su rostro cambió. La primera cosa que ocurrió fue que el oso gigante se agitó violentamente y después se rompió en incontables pedazos. Conforme la explosión resonaba, el cuerpo del hombre se desmoronó. Salió sangre de su boca en siete u ocho chorros mientras que él salía arrojado hacia atrás violentamente varios cientos de metros. Finalmente, el suelo lo paró, tosiendo otra bocanada de sangre, y entonces, se quedó tirado de forma visible, con su cuerpo cubierto de sangre.

Su complexión pareció repentinamente envejecer. Antes de que se hubiera parado de mover, había cambiado de ser un hombre de mediana edad a ser un anciano. Su cabello era gris, su piel estaba cubierta de arrugas y sus ojos estaban apáticos.

Lo más terrorífico de todo era que los tres tatuajes tótem de su cuerpo se habían desvanecido, desapareciendo totalmente.

Sorprendentemente, una diminuta y encogida versión fantasma del enorme oso de hacía unos momentos flotaba sobre la mano derecha de Meng Hao.

Meng Hao no había acabado. En el espacio de una sola respiración, dio un paso hacia delante y soltó otros tres golpes con su puño.

El primer puñetazo se estampó contra el tótem del elefante del cultivador del Desierto Oeste. La sangre se mostró por su boca mientras se tambaleaba hacia atrás unos cincuenta metros. Gruño y su cuerpo sonaba como si fuera a explotar. Rápidamente se hizo más viejo; su fuerza vital se disipó, sus tótems desaparecieron. Ahora había un oso y un elefante circulando alrededor de la mano de Meng Hao.

Su segundo puñetazo golpeó contra el pecho de uno de los cultivadores de máscaras azules. Se pudieron escuchar sonidos de crujidos mientras el hombre gritaba. Su máscara se rompió mientras salía disparada sangre de su boca. También cayó hacia atrás cincuenta metros más o menos; su cuerpo envejeció rápidamente y pareció como si su base de cultivo fuera a colapsar.

El tercer puñetazo aterrizó en el otro cultivador de máscara azul. Su base de cultivo era un poco más débil que la del otro; justo acababa de entrar en la etapa inicial de Formación del Núcleo, y debido a esto, su Núcleo no estaba completamente estable. El puñetazo de Meng Hao le envió tambaleándose hacia atrás unos treinta y cinco metros; su cuero cabelludo se entumeció mientras sentía el terrorífico poder surgiendo a través de su cuerpo, destruyéndolo todo. Su Núcleo se destrozó y entonces, todo su cuerpo explotó en un amasijo de carne y sangre.

Todo esto ocurrió en un parpadeo. Seguidamente, Meng Hao estaba en frente de Luo Chong. Su diáfana mano enguantada salió disparada, cerrándose fuertemente en el cuello de Luo Chong, levantándole por el aire.

Detrás de su máscara dorada, los ojos de Luo Chong brillaban con un miedo intenso y asombro. Su cuerpo tembló y jadeó entrecortadamente. Sin embargo, no se atrevió a luchar. Podía sentir la intensa intención asesina emanando de ese atacante sin rostro. La densidad de su intención asesina le hizo que su mente diera vueltas.

Viendo que la intención asesina de Meng Hao se hinchaba, el rostro de Duo Lan palideció mientras gritaba, “Gran Lord Demonio, por favor, escúcheme! No llevamos malas intenciones. Lo que ha ocurrido justo ahora fue un malentendido. Gran Lord Demonio, le suplico que perdone nuestra impulsividad. No sabíamos que este era su territorio. Gran Lord Demonio, por favor, conténgase… Estamos dispuestos a entregar una compensación por nuestras acciones previas”.

“Gran Lord Demonio”, dijo efusivamente Luo Chong, “Esto… todo esto es un malentendido. Realmente, solo un malentendido…” Sintió que ya tenía un pie en la tumba, la misma sensación que había tenido cuando se enfrentó con Fang Mu del Dominio Sur y que había aparecido frecuentemente en sus pesadillas.

Esa era la primera vez que se había sentido de ese modo. La de ahora era la segunda vez.

Excepto que esta vez, era mucho más intensa que la primera. Toda su arrogancia de hacía unos momentos se había desintegrado completamente.

“Malentendido?” dijo Meng Hao, con una voz ronca, como dos piedras frotándose la una contra la otra. Su mano izquierda fue hacia su propia túnica para sacar una píldora medicinal. La lanzó hacia la boca de Luo Chong y después envió una píldora idéntica hacia Duo Lan.

“Consume esa píldora”, dijo serenamente, “y entonces podremos considerar este asunto un malentendido”. Los ojos de Luo Chong parpadearon con un miedo aún más intenso. No estaba seguro de qué píldora medicinal acababa de consumir, pero podía imaginar de qué podía ser. No había nada que pudiera hacer al respecto ahora; tendría que esperar hasta que estuviera de regreso en el Palacio de las Tierras Negras, donde podrían ser eliminados los efectos.

El rostro de Duo Lan cambió mientras vacilaba. No le importaba demasiado si Luo Chong vivía o moría. Sin embargo, si no consumía la píldora, entonces el resultado de la ofensa cometida no sería bueno.

Apretando sus bellos dientes, Duo Lan levantó la píldora medicinal y después la tragó. Miró hacia Meng Hao.

Él aflojó su mano, después movió su manga y regresó caminando hacia la montaña. Poniendo a propósito una expresión imperiosa en su rostro, dijo, “Marcaos de aquí. Si alguna vez entráis de nuevo en el área de tres cientos kilómetros en cualquier dirección, el veneno os matará! Ningún alquimista bajo estos cielos puede neutralizar mis píldoras demoníacas”. Con esto, desapareció en la cueva inmortal.

Luo Chong, Duo Lan y los demás vacilaron solo por un momento antes de desaparecer en la distancia.

Cuando estaban a unos cien kilómetros de distancia, finalmente pararon y miraron hacia atrás, en dirección de la cueva inmortal de Meng Hao.

“Maldición… una vez que regrese al Palacio de las Tierras Negras, enviaré a algunas personas a borrar este lugar del mapa!” dijo Luo Chong, con una expresión peligrosa en su rostro.

“Yo me encargaré de ello”, dijo uno de los viejos cultivadores de máscara azul apretando su mandíbula. “Veamos qué habilidades superhumanas tiene ese tipo realmente. Yo…” antes de que pudiera terminar de hablar, una sola palabra se escuchó saliendo del aire.

“Entrega!”

Una palabra. El instante en el que resonó, el cultivador de máscara azul empezó a temblar. Luo Chong y los demás observaron asombrados mientras un aura negra pulsante emergía desde sus orejas, ojos, nariz y boca. Pronto, un aura negra masiva se estaba extendiendo hacia fuera desde él. En cuanto a Duo Lona, podía ver que encima de la cabeza del anciano había una figura fantasmal; no era otra cosa que la encarnación de la Entrega Justa Demoníaca de Meng Hao.

La encarnación borrosa demoníaca tomó hurgó en el cuerpo del hombre a partir de su cabeza. El cultivador de máscara azul empezó a gritar y su brazo derecho empezó a temblar repentinamente. Luo Chong observó esto asombrado mientras el brazo derecho del hombre golpeaba repentinamente hacia su propia frente.

Se pudo escuchar una explosión mientras la cabeza del hombre explotaba, suicidándose instantáneamente.

“Cuidaos vosotros mismos”, dijo Meng Hao serenamente antes de desaparecer.

Todo se quedó tan silencioso como la muerte.

El cuerpo de Luo Chong se agitó incontrolablemente y abandonó inmediatamente cualquier pensamiento sobre lo que había estado hablando hacía un momento. La única cosa en la que podía pensar es que nunca se acercaría a más de trescientos kilómetros de este lugar jamás.

Duo Lan estaba jadeando y sus ojos se abrieron totalmente. Ella había visto anteriormente algunos de los denominados Lord Demonio en el Desierto Oeste, pero ninguno de ellos era tan extrañamente aterrador como este.

“Qué ocurriría si se convirtiera en un tótem…?” pensó Duo Lan. Su corazón latió aún más rápido.

Manteniendo su silencio, los restantes cuatro cultivadores salieron disparados hacia la distancia.

Fuera de la cueva inmortal, la retirada de Luo Chong y de los demás hizo que los ojos de los más de cien cultivadores se llenaran con fanatismo. La adoración de los cultivadores era poderosa, y el poder demostrado por Meng Hao hacía unos momentos hizo que sus mentes dieran vueltas y sus corazones temblaran.

“Visteis eso?” graznó el loro, volando inmediatamente por el aire. Sus ojos pasaron lentamente por encima de la masa de cultivadores. “Eso no es otra cosa que la magia celestial de Lord Quinto! Si practicáis diligentemente vuestro cultivo, de acuerdo a mis métodos, entonces no pasará mucho tiempo antes de que seáis tan poderosos!”

De vuelta en la cueva inmortal, Meng Hao bajó la mirada hacia su mano derecha y sus ojos se llenaron con un brillo misterioso.

“Esta mano derecha, junto con el poder de mi base de cultivo y el Qi Demoníaco, puede exterminar a la etapa media de la Formación del Núcleo. Sin embargo, en lo relativo a la Formación del Núcleo final, mi única opción es usar la máscara del inmortal de Sangre.”

“De cualquier modo, considerando que estoy en la cumbre de la etapa inicial de la Formación del Núcleo, no hay muchos otros cultivadores en Formación del Núcleo que puedan igualarse a mí. Una vez que logre conseguir el Núcleo Perfecto de Oro y entre en la Formación del Núcleo media, un cultivador en la misma etapa que pueda lidiar conmigo será de hecho una rareza!” Sus ojos brillaron con auto confianza.

En cuanto a lo que él le concernía, la diferencia entre el poder que tenía cuando estaba en Fundación Establecida y su poder actual, era enorme.

“Conseguir el último ingrediente, la última planta medicinal, no será difícil. Pero la Tribulación Celestial que vendrá después de que forme el Núcleo Perfecto de Oro… eso será un problema.” Meng Hao frunció el ceño. Eso era lo que más temía. La Tribulación Celestial de cuando estaba en la Fundación Establecida había sido terrorífica. Si el Legado del Inmortal de Sangre no hubiera luchado contra ella por él, Meng Hao nunca habría sido capaz de formar la Fundación Perfecta.

Murmurando para sí mismo, sus ojos brillaron mientras enviaba su Sentido Espiritual con un mensaje. Unos momentos más tarde, se escucharon sonidos de aleteo mientras el colorido loro volaba hacia dentro desde el exterior, pareciendo un poco impaciente.

“Qué ocurre?!” dijo mirando a Meng Hao. “No sabes que Lord Quinto está en mitad del entrenamiento de esos cultivadores de fuera de aquí? No sabes cómo de preciado es el tiempo de Lord Quinto?”

“Cómo transcenderé la Tribulación Celestial?” preguntó Meng Hao, sin andarse por las ramas.

“Tribulación Celestial?” El loro se quedó mirándole perplejo, después dio unas cuantas vueltas alrededor de Meng Hao, pareciendo estudiarle desde diversos ángulos. Finalmente, hizo un cacareo y negó con la cabeza. Suspiró. “Nadie puede transcenderla. Estás muerto. Parece que yo, Lord Quinto, el antiguo pájaro celestial, debería considerar adquirir un nuevo dueño”.

Estaba a punto de irse cuando, Meng Hao, con la misma expresión de siempre, dijo tranquilamente, “Por tanto, ni siquiera sabes cómo transcender una tribulación. Y todavía tienes el valor de denominarte tú mismo antiguo pájaro celestial.! Su rostro estaba lleno de burla.

Cuando el loro vio la burla, sus plumas se erizaron de principio a fin, y después miró a Meng Hao.

“No lo sé?” dijo, jadeando. “Te atreves a decirme que yo no lo sé? Yo…. No puedo ser engañado tan fácilmente!” En vez de continuar con eso más tiempo, puso una expresión arrogante y empezó a acicalarse las plumas.

“Por tanto, realmente eres solo un viejo pájaro chillón!” dijo Meng Hao de forma casual, su desdén se fue haciendo más obvio. Fue incluso tan lejos como para cerrar sus ojos, como si no se fuera a dignar a continuar con la conversación.

El loro se enfureció instantáneamente. Picando furiosamente sus plumas mientras que al mismo tiempo las arreglaba, rugió, “Quién dice que yo no lo sepa?! Conozco un método que puede suprimir y retrasar la Tribulación Celestial. No hay magia celestial que yo no conozca!”

“Por tanto, realmente no lo sabes”, respondió ligeramente Meng Hao.

“La Tribulación Celestial no es nada más que unos pedos!” rugió el loro. “cuando me tocó, pude transcender la tribulación con una sola respiración! Incluso ahora, conozco al menos diez mil modos… no, quiero decir, un millón de modos diferentes de hacerlo! Te diré uno de ellos. Todo lo que tienes que hacer es encontrar una forma de vida milagrosa, del tipo cuyas hojas y raíces están conectados del mismo modo en el que una madre y un hijo están conectados. Las raíces no pueden ser destruidas, y las hojas no pueden nunca morir. Las hojas nunca morirán, y las raíces no podrán ser destruidas! Mantente entre las raíces y usa las hojas para defenderte contra la Tribulación Celestial. Así es como tú puedes transcender la tribulación!

“Qué mal para ti que las formas de vida milagrosas como esa no sean comunes. Incluso cosas similares a esa no son comunes. Todas están extintas. Tendrías que tener una increíble cantidad de suerte y fortuna para cruzarte siquiera con una. Simplemente con mirarte, diría que eso no va a ocurrir. No eres de ese tipo de persona. Lo más probable, es que estás muerto.”

Escuchar las palabras del loro realmente causó que los ojos de Meng Hao parpadearan. Después de analizar las palabras del loro, parecieron tomar un poco de sentido. Lo que es más, su mente estaba en ese momento dando vueltas. Eso era debido a que había recordado una forma de vida milagrosa de las Tierras Negras que era muy similar a lo que el loro había descrito!

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>

Una respuesta a “ISSTH – CAPÍTULO 325”

Deja un comentario