ISSTH – Capítulo 225

Capítulo 225: Alzándose hasta la cumbre!

“Si consumes un tipo de píldora medicinal demasiado a menudo, se irá volviendo cada vez menos efectivo. Este es el resultado de los problemas con las plantas medicinales de dentro de la píldora. Por tanto, una píldora medicinal como esta, con el cincuenta por ciento de fuerza medicinal, bueno, su verdadero valor solo puede ser imaginado!” Ahora que él había confirmado personalmente sus conjeturas en cuanto a Fang Mu, rápidamente decidió que necesitaba que se volvieran amigos.

“Es una conclusión inevitable que él se alzará hasta la cumbre. Por el momento, su reputación todavía está creciendo, y mucha gente está vacilando. Ayudarle ahora definitivamente será una forma de conseguir buen karma para el futuro!” La línea de pensamiento de Su Zhonglun era la misma que la de Ding Yong. La diferencia era que él tenía una mucho mejor comprensión de la habilidad de Fang Mu con las plantas y vegetación, así como de su habilidad en la elaboración de las píldoras medicinales y el valor de eso mismo.

Se alzó una nueva conmoción entre los discípulos de la Secta Interna de la División Qi Violeta. Esta fue debido a Su Zhonglun, aunque no hubiera realizado un avance, había hecho un progreso significativo en su base de cultivo. Además, hablaba repetidamente sobre las píldoras de Fang Mu dentro de la Secta Interna. De hecho, a menudo sacaba dos píldoras medicinales del mismo tipo, una elaborada por Fang Mu, otra elaborada por otro maestro alquimista. Después las comparaba punto por punto.

Primero fue Ding Yong, después Su Zhonglun. Sus recomendaciones, junto con las olas publicitarias que se extendían desde Bai Yunlai hicieron que las discusiones de la Secta Interna del siguiente medio mes fueran alrededor de Fang Mu.

Finalmente, más y más discípulos de la Secta Interna empezaron a buscar a Fang Mu para elaborar píldoras.

Al principio, fue solo un discípulo aquí y allá. Estaban dudando y claramente solo querían probar las aguas. Buscarían a Bai Yunlai, con lo cual él recomendaría los servicios de Fang Mu.

Meng Hao no rechazó a nadie que fuera por sus servicios de elaboración de píldoras. Cuando su horno para píldoras explotaba bajo la tensión de un uso tan frecuente, inmediatamente conseguiría un repuesto.

El primer grupo de tres o cuatro discípulos de Secta Interna que vinieron a buscarle por píldoras, volvieron un par de días más tarde y tomaron sus compras, regresando a sus cuevas inmortales.

Zhang Shuilai, quien estaba en la etapa inicial de la Fundación Establecida, era uno de ellos. No era muy prominente entre los discípulos de la Secta Interna, y solo había buscado a un maestro alquimista antes para una elaboración de píldoras. Después de experimentar cómo de impresionante eran, se sintió profundamente conmovido. Desafortunadamente, estaba vergonzosamente falto de piedras espirituales y solo podía permitirse píldoras durante la Distribución de Píldoras de la Secta.

La razón por la que buscó los servicios de Fang Mu fue debido a que se podía decir que el nombre de Fang Mu estaba en alza. Esta podía ser su única oportunidad, por lo que decidió tomar ventaja mientras todavía podía.

Se sentó en su cueva inmortal, sujetando una botella para píldoras. Dentro había diez píldoras medicinales útiles para la etapa inicial de la Fundación Establecida. Tomó aire profundamente y puso una de las píldoras en su boca. Casi inmediatamente, sus ojos se ensancharon, se llenó con el brillo de la incredulidad. Bajó la mirada hacia el resto de píldoras medicinales. Solo con mirarlas, no parecían tener ninguna diferencia con las otras píldoras que había consumido en el pasado.

Pasó un rato. Después de absorber el poder de todas las píldoras, Zhang Shuilai tomó aire profundamente. Sacó otra botella para píldoras. Dentro había dos píldoras útiles para la etapa inicial de la Fundación Establecida. Después de examinarlas atentamente, las consumió. Unos momentos después, más incredulidad llenó sus ojos.

“Qué está pasando? Las píldoras que un maestro alquimista elaboró para mí antes no hicieron tanto. Simplemente se transformaron en energía espiritual. Pero… pero… las píldoras medicinales de Fang Mu son increíblemente potentes! Fueron creadas con más del cincuenta por cien, más energía espiritual que las otras!” Jadeó y sus ojos brillaron. Si en este punto no se daba cuenta de lo que estaba pasando, entonces no se merecería ser un discípulo de Secta Interna.

Sin la menor vacilación, se levantó de un salto y salió corriendo de la cueva inmortal y se dirigió directamente a encontrar a Fang Mu. Tomaría ventaja de las vacilaciones de los otros para lograr que le elaborara más píldoras.

Sin embrago, tan pronto como se acercó a la División Píldora del Este, se encontró con que los otros discípulos de la Secta Interna que habían recogido recientemente píldoras de Fang Mu, aparentemente habían tenido todos la misma idea que él. Estaban todos regresando con expresiones de entusiasmo en sus rostros. Todo el grupo intercambió miradas, entonces sin decir palabra, salieron disparados hacia la División Píldora del Este para encontrar a Bai Yunlai.

Antes, habían estado interesados simplemente en probar las píldoras; ahora, las cosas eran claramente diferentes.

Ellos no poseían la habilidad de Su Zhonglun para identificar y analizar píldoras medicinales. Sin embargo, después de consumirlas, inmediatamente se dieron cuenta de que las píldoras medicinales de Meng Hao estaban más allá de lo ordinario. Podías decir que si otros maestros alquimistas pudieran crear píldoras de un cien por cien de fuerza, entonces las de Meng Hao eran del ciento cincuenta por cien de fuerza. Eran al menos cincuenta por ciento más fuertes, lo cual, por supuesto, hizo a estos discípulos de la Secta Interna increíblemente felices.

Lo que ellos no sabían era que esas plantas medicinales de Meng Hao no eran únicamente un cincuenta por cien más fuertes en términos de fuerza medicinal. En el mundo del cultivo de la alquimia en todo el Dominio sur, las píldoras medicinales elaboradas por los maestros alquimistas nunca excederían del aproximadamente treinta por ciento de fuerza medicinal. El resto de la fuerza se perdía en el proceso de elaboración. Al final las píldoras medicinales que habían creado no estaban completas. Por otro lado, Meng Hao podía elaborar píldoras del cincuenta por ciento de fuerza medicinal. Eso hizo aparente quién estaba en una posición superior y quién no.

La inminente popularidad explosiva de Fang Mu entre los discípulos de la Secta Interna era obvia.

La novedad de que el primer grupo de discípulos de la Secta Interna había regresado a por más píldoras se extendió rápidamente. Pronto, Bai Yunlai no necesitó hacer más promoción en absoluto. Los rumores pasaron entre amigos dentro de la Secta Interna y pronto, más y más discípulos vinieron buscandole por la elaboración de píldoras. No pasó mucho antes de que se extendiera lo ocurrido, haciendo que el nombre de Fang Mu se alzara por encima de los demás maestros alquimistas. Su reputación creció y creció.

“Escuchaste? La división Píldora del Este tiene un maestro alquimista llamado Fang Mu. Las píldoras que él crea son el doble de efectivas que las píldoras creadas por los otros maestros alquimistas!”

“Cómo es eso posible? Yo no cultivo el Dao de la Alquimia, pero he lidiado con un montón de maestros alquimistas diferentes, por lo que sé de lo que estoy hablando. A menos que este Fang Mu sea un Lord Horno, no hay manera de que sus píldoras puedan ser tan efectivas al compararlas”.

“Hahaha! Todo lo que tienes que hacer es probarlo, entonces sabrás si estás en lo cierto o no. Pídele que te haga una píldora, después lo sabrás”. Conversaciones similares a esta se podían escuchar a través de la Secta Interna de la División Qi Violeta.

Finalmente, la gente empezó a buscar a Bai Yunlai cada uno de los días.

De acuerdo con las reglas de la División Píldora del Este, los forasteros no tenían permitida la entrada. El único modo de solicitar a un maestro alquimista era con el uso de los mensajes en hojas de jade. Sin embargo, Meng Hao no tenía ningún contacto directo con nadie, únicamente lo tenía Bai Yunlai.

Más y más discípulos de la Secta Interna acordaron visitar a Bai Yunlai. Por tanto, estaba empezando a tener más trabajo del que podía manejar. Meng Hao estaba sorprendido por este giro de los eventos. Pronto, estaba gastando casi todo su tiempo elaborando píldoras. Estaba llegando un momento en el que no podía seguir el ritmo. Era un tipo de dolor feliz. Debido al volumen de píldoras que estaba elaborando, su Dao de Alquimia avanzaba a pasos agigantados. Lo que es más, estaba adquiriendo una gran cantidad de fórmulas de píldoras e incluso estaba consiguiendo un buen almacén de plantas medicinales, las cuales adquiría por el exceso de ingredientes entregados.

Las cosas continuaron únicamente poniéndose cada vez más intensas. Después de dos meses, cada discípulo de la Secta Interna de la División Qi Violeta sabía sobre Fang Mu. Todo el lugar era un hervidero. Cualquiera que tuviera en mente probar una de las píldoras medicinales de Meng Hao, se quedaría estupefacto y regresaría a por más.

Más que unos pocos adquirían ejemplos de píldoras comerciando con otros. Algunos se confiaban en la palabra de los demás y no dudarían en buscar a Bai Yunlai.

Pronto, Meng Hao alcanzó el punto donde simplemente tenía demasiado trabajo para hacer. Producir tantas plantas medicinales le estaba llegando al agotamiento. Por tanto, discutió este tema con Bai Yunlai y decidió alzar los precios!

Organizó un sistema de precios con diferentes valores asignados a las diferentes tipos de píldoras medicinales. Los precios eran obviamente mayores a los de otros maestros alquimistas. Esto había sido idea de Bai Yunlai, la cual había aprobado Meng Hao. Lo que nunca hubieran esperado es que el subir los precios, lo que realmente causara, es que su popularidad subiera más. Ambos estaban estupefactos.

Más y más discípulos de la Secta Interna venían, lo cual estaba ahora causando quejas entre los demás maestros alquimistas. Sin embargo, tan pronto como se tomaban un tiempo para estudiar las píldoras medicinales de Meng Hao, las quejas desaparecían…

La razón de que Meng Hao fuera tan increíblemente popular era el cincuenta por ciento de fuerza medicinal de sus píldoras. Para los discípulos de la Secta Interna, los beneficios de consumir esas píldoras no hacía falta que fueran mencionados.

Lo más importante, en toda la División Píldora del Este, las únicas otras personas con la habilidad suficiente en el Dao de la Alquimia para producir píldoras de una fuerza medicinal del cincuenta por ciento, eran los Lores Horno.

Sin embargo, los Lores Horno no elaborarían píldoras para discípulos de la Secta Interna, únicamente para discípulos Cónclaves. Con la aparición de Meng Hao, repentinamente, todos los discípulos de la Secta Interna habían tomado la oportunidad para conseguir píldoras medicinales de calidad de Lord Horno, pero al precio de un maestro alquimista. Después de todo, solo podían realizar peticiones a Meng Hao, no a los Lores Horno.

Por tanto, aun subiendo los precios, las píldoras medicinales de Meng Hao todavía eran más baratas que aquellas elaboradas por Lores Horno. Así que, los discípulos de la Secta Interna solo podían aceptar el mayor coste.

Fang Mu estaba arrasando!

Su nombre no era tan solo popular dentro de la Secta Interna de la División Qi Violeta. Los alquimistas aprendices de la División Píldora del Este estaban hablando sobre su chocante ascenso a maestro alquimista. Finalmente, el nombre de Fang Mu alcanzó los oídos de algunos Ancianos de la Secta Destino Violeta, causándoles que tomaran nota de la situación.

Muchos de los maestros alquimistas de la División Píldora del Este no estaban todavía resignados a la situación. A través de diversos métodos, fueron capaces de adquirir algunas de las píldoras medicinales de Meng Hao, para investigarlas a fondo. Sus búsquedas les dejaron atónitos. Más y más maestros alquimistas participaron en la investigación. Al final, cuando Meng Hao subió los precios, las órdenes que Bai Yunlai aceptaba únicamente incrementaron.

Durante el curso de unos pocos meses, Meng Hao había adquirido cientos de fórmulas de píldoras. Las píldoras espirituales no paraban de llegar y el almacén de plantas medicinales estaba lleno. Meng Hao estaba feliz, aunque ahora no tenía tiempo personal. Cada día, todos los días, elaboraba píldoras. Cuando su poder espiritual empezaba a agotarse, consumiría algunas píldoras medicinales para recuperarse. A través de los meses, su sexto Pilar Dao había llegado a estar aproximadamente medio completo.

Uno solo podía imaginar su vida durante estos pocos meses.

Finalmente, se llegó a tal punto que Meng Hao realmente no creía que fuera posible completar todos los pedidos. Finalmente, tomó una nueva decisión. Tubo que hacer que Bai Yunlai realizara el anuncio de que únicamente se procesarían tres órdenes por día.

Realmente no tenía otra opción a esto. La proclamación de esta regla trajo resultados instantáneos. No fueron pocas las quejas que se escucharon, incluso se extendieron palabras maliciosas. A pesar de eso, la regla de los tres pedidos por día permaneció. No había día de descanso. Los discípulos de la Secta Interna de la División Qi Violeta idearon diversos métodos para asegurarse hueco entre las tres órdenes  por día.

<<<Capítulo anterior Índice Capítulo siguiente>>>

6 opiniones en “ISSTH – Capítulo 225”

Deja un comentario